MQ#4 es la ganadora del concurso “The Icon 2020” de Triumph

Preparaciones / hace 39 dias

La segunda edición del concurso de preparaciones entre concesionarios oficiales Triumph ya tiene flamante ganadora

 

El 2020 ha impulsado la originalidad, resiliencia y creatividad de todos, aún más si cabe para los concesionarios oficiales de Triumph en España que contaban con un aliciente especial: la segunda edición de su concurso “Garage Icon”. Esta sana competición que rescata la pasión de Triumph por crear motos únicas desde su nacimiento, busca encontrar la Triumph más especial de todas, que este año ha sido la MQ#4 de Triumph Madrid. El título ‘THE ICON 2020’ con el que se ha alzado la creación del concesionario madrileño reconoce la labor del equipo para crear una moto exclusiva con un presupuesto limitado y sin salirse de la normativa vigente de homologación.

 

 

La edición 2020 de “Garage Icon”, el concurso de personalización de motos entre los concesionarios oficiales más osados de la firma británica en España, ya tiene ganadora. La MQ#4 con base de Triumph Speed Twin ha conseguido imponerse a las otras dos finalistas (Korosi Stripped by Italo Motor y Malaville by Triumph Valencia) alcanzando un 50% de las votaciones que este año, debido a la crisis sanitaria creada por el COVID-19, se han realizado vía on-line. Una iniciativa que también ha querido recompensar la participación de los apasionados de las dos ruedas sorteando un cheque-regalo por valor de 250€ en productos de boutique Triumph entre todos aquellos que dejasen su voto y que ha recaído en José Ramón Borrego, de Ibiza.

 

Tras el éxito de la primera edición de “Icon Garage” la filial española de Triumph decidió invitar de nuevo a toda su red de concesionarios a crear una pieza única a partir de una Triumph con base Modern Classic, ya fuera de 900cc o 1200cc. Una gama que ya de por sí cuenta con más de 100 accesorios originales en cada una de sus motos para poder vestirla a tu gusto y hacer de ella una moto única. Para llevar a cabo cada proyecto de transformación, los concesionarios tenían un presupuesto limitado en piezas originales Triumph, o de otros proveedores externos, y carta blanca en pintura y otros trabajos artesanales.

 

Con estas normas básicas los equipos de cada concesionario se pusieron manos a la obra y el resultado de la moto ganadora, “MQ#4", como de las otras dos finalistas, ha sido increíble, demostrando que con un presupuesto comedido es posible dar rienda suelta a la imaginación para hacer una moto única en el propio concesionario oficial Triumph.

 

 

‘THE ICON 2020’: la MQ#4 en detalle    

Triumph Madrid optó por partir de una base de Speed Twin, que destaca por ser ágil, potente y polivalente, para dotarla de unas prestaciones totalmente deportivas. El equipo dio en el clavo: su idea era sobre todo, destacar y mejorar la parte motor y ciclo así como utilizar componentes de alta calidad provenientes de otras Triumph. Para su creación se inspiraron en las Thruxton de principios de siglo con los componentes, tecnología  y motores avanzados de 20 años después.

 

El resultado de este proyecto de Triumph Madrid es una espectacular moto que rezuma deportividad y ese estilo vintage tan de moda hoy en día. Una creación que ya tiene dueño y que cuenta con las siguientes modificaciones:

 

 

Mejoras de la parte ciclo   

La MQ#4 incorpora un tren delantero completo de Thruxton R con horquilla Showa BPF de 43 mm y su correspondiente doble disco de freno con pinzas radiales Brembo monobloque de 4 pistones, mientras que en la parte trasera se ha instalado un disco trasero de 310 mm, también con pinza Brembo de 4 pistones, además de los amortiguadores Öhlins de gas de la Thruxton R.

 

 

Las llantas originales se han sustituido por llantas de radios con el aro en negro satinado procedentes del catálogo de accesorios originales Triumph.

 

Para mejorar el rendimiento y simplificar mantenimiento de la moto, se ha instalado un kit de transmisión por correa con su correspondiente corona de gran tamaño que le confiere un aspecto más dinámico, a la vez que mejora la aceleración al llevar un desarrollo diferente a la de origen.

 

 

Parte motor con toque racing   

Para potenciar el bicilíndrico británico el equipo de Triumph Madrid ha incorporado un sistema de escape completo, dos en uno, de la firma ZARD en titanio pintado de negro satinado que mejora tanto las prestaciones como el sonido ronco y profundo de esta Modern Classic. A su vez también se ha instalado un kit de filtros que mejoran el caudal de la admisión.

 

 

Apartado estético con accesorios originales y un toque artesanal   

Para vestir la MQ#4 el concesionario madrileño ha utilizado gran cantidad de accesorios originales de la marca: semi manillares, espejos, puños, kit de porta matrícula, intermitentes de LED y asiento de color marrón con pespuntes geométricos. También se han incorporado algunos componentes de otros modelos de la firma británica como el faro DRL de la Triumph Bobber, más compacto y minimalista.

 

La guinda del pastel la podemos encontrar en el depósito de gasolina que se ha decapado por completo en busca de un acabado retro: parte con lacado transparente sobre el color natural del acero, la zona superior en negro y con el característico diseño en los laterales en forma de ala en color amarillo rematado con el escudo triangular de Triumph en negro.

¿Sabías qué?

Los auténticos moteros cabalgan sobre sus propios hierros, creados a su gusto, como una extensión de su personalidad.